¡No llames, se despierta la fiera…!

06-12-2008 18-32-27_0125

 

 

© 2015  J. I. Salmerón
Anuncios

16 pensamientos en “¡No llames, se despierta la fiera…!

    • Puertas blindadas…

      Mundos cerrados…

      ¿Temor al tocar, temor al llamar por azuzar a la fiera?

      ¿Amar a la fiera?

      Evocan “el falso cerrojo de la desasón” de mi alma…

      Muchas Gracias por compartir la imagen, Juan Ignacio….

      Imponente, puede que atemorice, que intimide, a mi me hace llorar por dentro.

      Pat

      • Cada foto se muestra ante nosotros dependiendo del sentimiento que tengamos cuando la vemos, estoy de acuerdo.
        Espero que ese desazón pronto sea calma de bellos versos…

        Gracias por mirar, Pat.
        Un abrazo

      • Gracias a ti por compartirla con nosotros y dejarnos expresar libremente, lo que vemos por nosotros mismos…

        Hay tantas miradas posibles del objeto en si, dependiendo del observador y tambien como tu dices, de su propio estado de animo…

        Un historiador, un semiologo, un librepensador, un amante del arte, un autodidacta, un arquitecto, un soñador, un escritor, un fotografo…

      • La vida es un espejo con mil reflejos, cada uno escoge el que mejor le parece, donde mejor ve su reflejo. Y todos son tienen imagen y son buenos. Decide el que se mira en ellos.

  1. ¿Entonces, entramos sin llamar?
    No podemos quedarnos sin ver lo que hay dentro………aunque podemos jugar a imaginarlo, ¿vale?
    Buenas noches…….shhhhhh

    • ¡Vale!

      Esa me gustó, no hay limites para imaginar…¿o si los hay?

      ¿Que pasa si terminamos creando lo que imaginamos?

      Dependera ya de nosotros mismos abrir luego la puerta o llamar para que la abran desde adentro.

      “…Cada uno vive en el universo que es capaz de imaginar…”

      Fragmento extraido de “El maravilloso mundo de la magia” de Enrique Barrios.

      • No, para imaginar no hay límites nunca. Sería como cortarle las alas a un pájaro, perdería el sentido de su vida. A la imaginación le pasaría lo mismo.
        Estoy de acuerdo en la frase de Enrique Barrios, con la imaginación volamos todos, y muy alto. Es lo único que no nos pueden quitar, la imaginación.

        Abrazos

  2. Hermosa aldaba de hierro, con su círculo decorativo, su aro liso, y la figura creo de un león. Todavía quedan algunas como ejemplo de una época ida, en mi país, en alguna casona muy bien resguardada.Las que tenían las iglesias ahora han sido quitadas,o robadas.
    Me gusta mucho la fotografía tuya en blanco y negro.
    Un abrazo y hasta pronto.

    • A mí me encantan las aldabas y los llamadores con esas formas y dibujos tan espectaculares. Tengo muchas fotos de ellos, pero cada vez hay menos en las puertas, ya solo quedan en las casa grandes, antiguas, en palacios y sitios así. Pocos portales las conservan, y es una pena.

      Me alegra que te guste.
      Muchas gracias, Stella.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s